Después de 12 años en el mercado, el segundo sistema operativo más utilizado del mundo en PC, tras Windows 7, dice su adiós definitivo en abril de este año. Te contamos en qué te afecta.

Esa camiseta que tanto te gustaba y tan bien te quedaba, esas zapatillas que tras tantos años ya tenían la forma de tu pie perfectamente marcada y tan cómodo te sentías o ese viejo sofá que con el paso del tiempo ya era un molde exacto tuyo. A todos nos ha pasado, nos ha tocado desprendernos de ese objeto tan valioso por diferentes motivos y nos ha tocado adaptarnos al nuevo.

En este caso es algo más importante, se trata de que Microsoft ya confirmó el año pasado que dejaría de dar soporte a su Windows XP, o lo que es lo mismo, no sacar más actualizaciones (Service Packs, parches de seguridad, incompatibilidades de hardware, etc). Y es que aunque haya ampliado la protección antimalware hasta mediados de 2015, no pueden garantizar que sea un sistema operativo totalmente seguro.

Pero tranquilo que no pasa nada. Si fuiste capaz de  encontrar otra nueva camiseta favorita, unas zapatillas con mayor amortiguación y ese sofa nuevo que tan mal pintaba al principio resultase ser el lugar favorito de tu casa, con tu ordenador pasará lo mismo.

El tiempo pasa para todo el mundo, y aunque Windows XP siga estando presente en el 28% de los ordenadores del mundo es hora del cambio a mejor. Quedarse anclado en el pasado significaría perder un software adaptado a todo el nuevo hardware que nos rodea, como las pantallas táctiles, facilidad de sincronización con otros dispositivos Windows o XBOX , tienda de aplicaciones, pantalla de bloqueo autoactualizable, sincronización de correo o tiempos de arranque mucho más rápidos.

Hace unos días Microsoft sacó está comparativa realzando las ventajas de Windows 8 sobre Windows XP y dando de paso a conocer el resto de sus características.

Comparativa entre ambos sistemas operativos
Comparativa entre ambos sistemas operativos

Además, si eres estudiante universitario puedes conseguir licencias de Windows 8, Visual Studio o Windows Server, entre otras, totalmente gratis.

Y vosotros, ¿qué opináis? Sois de los que os resistís al cambio o de los que por el contrario ya disfrutáis de las nuevas ventajas?