En octubre Microsoft dejará de dar soporte a los dispositivos con Windows 10 que cuenten con la actualización “Creators Update” de marzo de 2017, la versión 1703 para que nos entendamos y que según AdDuplex menos del 3% de los usuarios con Windows 10 cuenta con esta versión, con lo que el impacto no será tan grande.

Microsoft ha comenzado a utilizar un banner en la tienda de Microsoft para empujar a los usuarios que se encuentren en esta versión de su sistema operativo a que se actualicen.

La verdad es que no sé yo si poner un banner en la tienda de Microsoft será un método muy efectivo, puesto que ya todos sabemos el uso que se le da a la tienda Microsoft. Al hacer clic en la advertencia, se nos abre la web de soporte de Microsoft mostrando las novedades de la última actualización de Windows 10 donde se nos avisa de que estamos utilizando una versión de Windows 10 antigua y que para recibir actualizaciones de seguridad debemos actualizar a una nueva versión.

Opino como ya he dicho que advertir de esto a los usuarios a través de la Microsoft Store, sabiendo las consecuencias que puede tener en los tiempos que corren el no tener un Sistema Operativo actualizado, no es la mejor de las ideas.

Creo que (y sin que esto sirva de precedente) lo mejor sería un sistema algo más agresivo que llegase a molestar al usuario con tal de actualizar a la última versión, tampoco ocupando media pantalla pero sí quizás una notificación en el escritorio de Windows que fuera permanente. ¿Vosotros qué pensáis?